ColumnistasOpinión

Menos autobombo del Estado y más Salud pública

La "ley Mulder" permitiría que miles de millones de soles se orienten al sector salud y no en un autobombo absurdo de publicidad estatal

Escribe Daniel Valderrama

La resistencia de algunos sectores y las dudas de otros respecto al proyecto de ley de Mauricio Mulder sobre la prohibición de la publicidad estatal quizás empezarían a ceder si es que se pusieran a reflexionar de cuánta utilidad serían los 400 millones de soles que Humala invirtió en publicidad el 2013.

O cuan importantes serían los 89 millones de soles que PPK usó sólo para marketear la acción del Gobierno en el desastre del niño costero, para otros temas como seguridad, vivienda, educación, apoyo al agro o en la reconstrucción misma, que al día de hoy es sólo una palabra sin contenido concreto para los norteños.

Pero seamos más específicos y apuntemos a un solo sector, a la salud pública; ¿Qué podríamos hacer con 489 millones de soles?

Pues entre otras cosas podríamos construir 3 200 postas médicas, podríamos edificar 9 hospitales niveles dos, podríamos adquirir 50 máquinas para resonancias magnéticas, correctamente instaladas, 15 cámaras hiperbáricas, 200 mil camas de hospitales, podríamos entregar por 1 año medicamentos a miles de pacientes con diferentes infecciones, pacientes con diabetes, podríamos atender a 14 mil pacientes con Dengue o Zika en el norte del país.

Podríamos emplear ese dinero en iniciar la digitalización del sector salud a nivel nacional, en refaccionar y ampliar los hospitales ya existentes, en mejorar las condiciones y número de los profesionales de la salud en zonas alejadas del país.

Entre gastar en un autobombo absurdo y en la salud pública es obvio que el sentido común nos lleva a ponerle acento a lo realmente importante que es la salud del pueblo. La frivolidad de cierta élite olvida este tema pues cuenta con los recursos suficientes para atenderse de manera privada , asunto que la clase media y menos los pobres no pueden afrontar. Siendo así es un crimen que se derroche tantos soles valiosos en publicidad gubernamental. Fuegos artificiales que tratan de maquillar la realidad de ineptitud y lentitud de las dos últimas administraciones. Debemos eliminar este gasto y reorientarlo a la salud.

Esto va en la misma línea del concepto general de reducir el despilfarro del Estado en una serie de cosas que deben debatirse y corregirse, como el sobre-costo burdo de la línea 2 del metro de Lima, el incremento injustificado en el gasto en armamento o el absurdo de la refinería Talara, todas perlas de los Humala y que PPK, sospechosamente, no ha querido revisar

Creo que lo planteado por el APRA conecta con un reclamo general de la ciudadanía. Esperemos que las demás fuerzas en el Congreso lo entiendan así.

PostData: Quien está pasando por agua tibia en esta coyuntura dominada por la ruina moral del Villaranismo, la clasificación al mundial y el debate sobre esta importante medida sobre la publicidad estatal es nada menos que la ex candidata presidencial Veronika Mendoza, secretaria de Nadine a quien se le debe investigar con rigurosidad. Ya nadie es intocable y moralmente superior, ese cuento ya se les cayó, el Perú ya se dio cuenta de la careta de “la gente decente”.

Tags
Mostrar más

Artículos relacionados

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Close